MindReader – Asistencia para la redacción

El principio Delta en la redacción técnica

En la redacción técnica, tienden a repetirse temas que ya han sido descritos anteriormente de la misma forma o de manera similar. A menos que quiera reinventar la rueda cada día, debe buscar estos documentos previos que contienen una redacción similar y, por tanto, pueden reutilizarse. Esto funciona bien cuando se cuenta con poca documentación y una buena memoria; sin embargo, pierde eficiencia rápidamente: la búsqueda conlleva tiempo, le distrae del contenido y conduce a un número indeseado de opciones equivalentes.

MindReader se encarga de estas tareas tediosas de los editores que ven así su memoria "expandida" de forma sustancial. MindReader ayuda al editor a seleccionar la mejor propuesta de texto, facilita el uso de la terminología correcta y pone a su disposición fuentes que anteriormente permanecían ocultas.

El editor puede concentrarse en el contenido que es realmente nuevo. Esto es lo que denominamos "principio Delta". Sienta las bases para una traducción precisa y eficiente: los textos coherentes reducen considerablemente la inversión de tiempo y dinero, y la terminología correcta es esencial para lograr la calidad en el idioma de destino.

Gane tiempo

Durante el trabajo de edición, MindReader se encarga de realizar las búsquedas en su lugar. Lo hace automáticamente a medida que se escribe o bien partiendo de palabras clave que se proporcionen.
Así, puede concentrarse en lo que es importante, ocuparse del nuevo contenido y contar con más tiempo para el trabajo importante.

Use la mejor opción y no lo primero que encuentre

MindReader hace propuestas de texto a partir del material de referencia seleccionado para el proyecto actual.
MindReader le ayuda a elegir la mejor opción: se puede consultar el contexto original, descubrir la fuente del texto propuesto y ver la frecuencia con la que se ha utilizado en el pasado.

Fácil acceso a una memoria bien poblada

En cuanto comience a usar MindReader, podrá acceder a una memoria cargada de contenido, ya que puede alimentarla con archivos en todos los formatos comunes: Office, las herramientas de autoedición más extendidas, archivos de texto y otros formatos estándar. También puede emplear las memorias de traducción de Transit, o importar fácilmente memorias de otros sistemas, aprovechando así las memorias de traducción de su organización o las recibidas de su proveedor de servicios lingüísticos.
Más información »

La palabra correcta en el sitio adecuado

Al comprar MindReader, recibe también integrada en el producto una versión completa de TermStar, el sistema de gestión terminológica desarrollado por el Grupo STAR. Mediante esta herramienta, puede encontrar la palabra correcta en el lugar adecuado y evitar el uso de términos «prohibidos» en su organización. Sus documentos contarán con un lenguaje coherente y fiel a las directrices corporativas de estilo.

Múltiples beneficios

  • Un proceso de edición más eficiente que usa sugerencias de texto en contexto
  • Mayor calidad gracias a la coherencia en el uso de expresiones establecidas
  • Costes de traducción reducidos debido a la gran cantidad de reutilización automática

Para usuarios de Office

Ya use Word para escribir un boletín, un documento interno o un manual de instrucciones, puede utilizar MindReader para acceder a expresiones establecidas procedentes de su repositorio de documentos, lo que le permite finalizar más rápidamente la redacción de nuevos contenidos.

Para redactores técnicos

Como redactor técnico, conoce la importancia de la coherencia para la comprensión lectora, la traducción y la reutilización de los textos.
MindReader le brinda apoyo directo en su entorno de redacción al crear documentos coherentes con textos validados y conformes con la terminología corporativa.

Para el control de calidad

MindReader no se limita a ayudar en la creación de nuevos documentos, sino que también resulta útil con los documentos existentes: a través de la función interactiva de búsqueda y la comprobación de la terminología, puede optimizar el contenido existente, encontrar variantes de frases y corregir los errores terminológicos.